Fracturas de muñeca en el deporte

Fracturas de muñeca en el deporte

Algunas partes del cuerpo están más expuestas que otras, por ese motivo la muñeca es una zona que, frecuentemente, sostiene mucha presión y tiende a sufrir más lesiones durante la práctica deportiva.

En muchas ocasiones, no se acude al médica tras una lesión deportiva, un gran error, ya que el demorar el diagnóstico y el tratamiento, puede provocar problemas a largo plazo y dejar secuelas, como dolor o rigidez que acaban afectando a la funcionalidad de la mano.

En este post te contamos qué tipos de fractura de muñeca existen, las pautas para una rehabilitación y recuperación adecuada y cómo prevenir futuras lesiones en esta zona.

Comenzamos.

Qué es una fractura de muñeca

Empecemos por el principio, ¿qué es una fractura de muñeca?

Una fractura de muñeca -o fractura distal del radio- es la rotura de uno o más huesos que conectan el antebrazo a la mano. Las fracturas de muñeca pueden variar, desde una pequeña fisura hasta uno o más huesos rotos en dos o más partes.

Suelen ocurrir, casi siempre, tras caídas sobre la palma de la mano. Se puede dar en cualquier edad, pero es más propenso en jóvenes deportistas.

Tipos de fractura de muñeca

fractura de muñeca

Entre los traumatismos de muñeca más comunes, encontramos:

-El esguince: es causado por sobre estiramientos de diferentes tipos, en ocasiones causado por amortiguar una caída con la mano.

-La fractura: suele ocurrir en caídas fuertes, cuando se realiza un apoyo con la mano. Dependiendo del grado de flexión de la mano, la lesión será en un hueso u otro.

-La tendinitis: existen distintos tipos y puede ser ocasionada por desgaste a lo largo del tiempo, forzando la articulación al realizar movimientos repetitivos que ejercen una alta presión.

Estas lesiones suelen ocasionarse por 3 causas distintas:

-No descansar entre actividad y actividad.

-Ausencia de calentamiento antes de realizar una actividad física.

-No utilizar el equipamiento adecuado.

Pero, ¿qué tipos de fractura de muñeca existen? Se clasifican en 6, dependiendo del segmento óseo afectado. Fractura de:

-Colles: la más frecuente, se presenta en el extremo distal del radio, donde este se inclina hacia la parte dorsal de la muñeca 

-Smith: existe un desplazamiento del segmento distal del radio hacia abajo.

-Barton: ocurre junto con una luxación de la articulación radiocarpiana.

-Escafoides: lesión que afecta a este pequeño hueso, el cual forma parte de las ocho piezas que conforman el carpo.

-Hutchinson: se produce una división ósea de la apófisis estiloides del radio.

-Distal de cubito: implica fractura en ambos huesos del antebrazo (cúbito y radio) en la zona cercana a la muñeca.

 

Síntomas

El síntoma más común en estas lesiones es el dolor persistente en la articulación, en ocasiones acompañado por hinchazón, imposibilidad de movimiento de algunos dedos u hormigueo en la mano.

De forma resumida, los síntomas más frecuentes son:

-Dolor intenso que puede empeorar si se sujetan o aprietan cosas, o si se mueve la mano o la muñeca.

-Hinchazón.

-Sensibilidad.

-Hematomas.

-Deformidad obvia, como una muñeca torcida.

 

Rehabilitación/Recuperación 

Si presentas dolor o hinchazón después de una lesión, deberás acudir rápidamente al médico. El/la profesional identificará el tipo de lesión que presentas y planificará la rehabilitación de fractura de muñeca adecuada.

fractura de muñeca

En el caso de un esguince de muñeca, la recuperación es la siguiente:

-La inmovilización de la zona con vendajes, férulas o muñequeras.

-La elevación de la extremidad afectada.

-El frío terapéutico con packs de gel.

-Medicamentos.

-En algunos casos, una intervención quirúrgica.

 

En el caso de una fractura de muñeca, la recuperación es la siguiente:

-Férula, yeso, muñequera o soporte que impida la movilización de la zona.

-La aplicación de frío terapéutico.

-Elevación de la extremidad.

-En algunos casos, una intervención quirúrgica o un reacomodamiento de huesos.

En el caso de una tendinitis, la recuperación es la siguiente:

-Muñequeras o férulas inmovilizadoras.

-Calor terapéutico.

-Sujeción de los grupos musculares.

-Reposo.

En el momento de la lesión, como especialistas, consideramos muy importante recordar que no se debe dejar de hacer actividad en todo el cuerpo. Se pueden realizar otros ejercicios físicos en otras partes del cuerpo que no incluyan la muñeca, esto hará que no se pierda el estado físico y sea más fácil volver al movimiento tras la recuperación de fractura de muñeca.

 

Prevención de fractura de muñeca

Algunos de los puntos que deberás tener en cuenta para prevenir otra futura lesión de muñeca, son:

-Date tiempo: para cualquier actividad, deberás volver poco a poco. Aumenta la duración e intensidad de las actividades deportivas gradualmente.

-Usa muñequeras: las muñequeras te servirán para protegerte de fracturas de huesos y heridas en las manos, debido a caídas o un mal gesto.

-Usa guantes: los guantes te ayudarán a proteger las manos de un golpe directo en la palma. Además de proteger la parte nerviosa, también evitarán heridas o cortaduras.

-Realiza estiramientos y calentamientos: antes de realizar cualquier deporte, haz estiramientos y un precalentamiento. Incluye estiramientos suaves y ejercicios de flexibilidad. El precalentamiento también debe incluir un poco de cardio, para así elevar la frecuencia cardíaca y aflojar los músculos.

 

En definitiva, si cuentas con una fractura de muñeca será muy importante que acudas a un especialista para tratarla y que no derive en algo más grave. Además, deberás seguir sus indicaciones para una buena recuperación, y para poder volver a realizar cualquier actividad deportiva sin problemas.

Nosotras contamos con profesionales que podrán ayudarte en todo el proceso, desde el tratamiento hasta la rehabilitación. ¡Clica en qué! Estaremos encantados de ayudarte.